<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d13210035\x26blogName\x3dFiccientos\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dSILVER\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://ficcientos.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_ES\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://ficcientos.blogspot.com/\x26vt\x3d-145869207320689423', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>
Ficcientos

Ficciones a cientos. Osadía literaria y ficcionario particular de Eduardo Allende. 

sábado, julio 02, 2005

Lapidario - La consecuencia

Nunca sabremos a ciencia cierta si quien arrojó la primera piedra estaba en verdad libre de pecado, lo único cierto es que permitió a los demás arrojar legítimamente las suyas.


Blogger Borgeano dijo...

No entiendo por que. Si quien arrojo la primera piedra no tenia pecado (nada nos impide esta suposicion) los demas no tenian derecho a hacerlo.
Por lo menos podrian haber preguntado.


Esto me recuerda a cierto chiste, pero me parece fuera de lugar contarlo aqui.  


Blogger ana dijo...

Yo sí lo entiendo, los demás se animan a hacerlo cuando alguien rompe el hielo, si aquel se considera libre de pecado, yo también debo estarlo. Es terrible cuando la gente se vuelve masa descontrolada.  


Blogger juanba dijo...

La cuestión importante aquí (creo) es quien hubiese tenido los huevos para arrojar la primera piedra después de que Jesús se despachara con semejante frase, aunque creo que nadie se atrevió.

Salutes  


Anonymous Eduardo dijo...

Interesantes cuestiones. Yo sólo me limité a señalar que sólo la primera piedra exige estar libre de pecado, la segunda piedra ya no lleva ningún requisito. Por tanto, basta con que alguien, quizá erróneamente, haya lanzado la primera para permitir la masacre sin contradecir al maestro.
Me gusta que comprobar que tiene más lecturas.  


Blogger Wallenstein77 dijo...

Hola a todos:
Supongo que cuando hablas de cometer un error que provoca el lanzamiento de la piedra, te refieres a la Vida de Brian ¿no?

Saludos a todos.  


Anonymous Eduardo dijo...

Pues no. Me refiero a la literalidad de lo escrito simplemente. Si el que tira la primera piedra no está libre de pecado, entonces la lanzó erróneamente. Eso es todo.  


Blogger Wallenstein77 dijo...

Hola a todos:
Intentaba hacer un chiste recordando cierta secuencia de La vida de Brian.

Saludos.  


Blogger Borgeano dijo...

Es cierto ana, no lo habia visto de ese modo.
Otra lectura posible es esta (con contradice -o complemente- la que dije al principio): Quien tira la primera piedra, independientemente de si tiene pecado o no, por el simple hecho de arrojar esa piedra contra un ser humano esta comentiendo un pecado, por lo tanto permite a los demas actuar de esa manera.

Realmente esa lectura no me convence. Pero todo es por lo que dijo ana, la masificacion me produce tanto rechazo que cuando aun pudiera encontrar una justificacion para sus actos me veo forzado a rechazarla.  


Publicar un comentario

© 2005, Eduardo Allende - Alojado en Blogger con plantilla adaptada de Blogger Templates